domingo, 10 de julio de 2016

3.420.- Mural en calle San Millán. Ateneos a la incultura del Ateneo de Málaga.

La sede del Ateneo de Música y Danza de Málaga se encuentra en la calle San Millán, en el barrio de El Ejido. Se ubica en los bajos de un edificio de moderna construcción, justo al lado de la casa hermandad del Prendimiento.  Sin duda el elemento más valioso de la fachada es (era) la decoración cerámica del mismo, que se configura (configuraba) por un maravilloso mural cerámico de los hornos malagueños de la prestigiosa creadora Charo Castillo Bellver, firmado en 1990, que podría denominarse Alegoría del Ateneo, o Alegoría de la Música y la Danza.

Se trata (se trataba) de un mural cerámico en cuerda seca  en el que se mezcla (mezclaba) lo clásico y lo moderno, donde la silueta de dos bailarines danzan (danzaban) sobre la prolongación de las teclas de un piano, todo ello plasmado en negro sobre blanco, con unos magistrales toques rojizos del vuelo del traje de la danzante.

¿y por qué escribo los verbos en presente y pasado? Pues sencillamente porque al pasar ayer sábado por la puerta del Ateneo, y tras disfrutar de los retablos cerámicos del Prendimiento, continué por la estrecha acera de calle San Millán para fotografiar algunos detalles del mural de Charo y ya no estaba. Había desaparecido por arte de magia. Comparen Vd. mismos.


ANTES


AHORA


   Seguro que si la diosa Atenea, deidad del saber y las artes,  levantara la cabeza, no saldría de su asombro. Quizá le ha mandado un correo electrónico a su colega romana, Minerva, para tomar medidas. Cargarse un magnífico mural para cambiarlo por una pared rojo bermejo con un rótulo metálico es de juzgado de guardia. Además, chirría ante las letras artísticas que también labró la ceramista para la entrada del edificio, y que repite el mismo texto.


Pasé al interior del Ateneo y estuve conversando con un amable señor, supongo que encargado del lugar, que me comentó sin el más mínimo rubor que el mural se quitó en la última reforma de la fachada y fue destruido y supongo que tirado a la cuba de los escombros.  Simplemente patético. Me argumentó que el mismo era víctima de las orines de los perros, pero ese mismo argumento vale para la fachada actual, y por contra el azulejo es el elemento ideal para evita humedades en el paramento ya que las despide, de ahí el invento andaluz de los zócalos en los portales y patios.

¿Qué hacemos ahora? ¿Nos quedamos tan tranquilos y perdemos un referente artístico del barrio?

Sugiero una iniciativa al Ateneo.

QUE ORGANICE UN FESTIVAL BENÉFICO CUYOS FONDOS SIRVAN PARA ENCARGAR UN NUEVO MURAL QUE REPRODUZCA EL ACTUAL, LÓGICAMENTE TAMBIÉN OBRA DE CHARO CASTILLO, Y QUE SE UBIQUE BIEN EN EL LUGAR QUE ESTABA O BIEN EN OTRO CERCANO DEL BARRIO.

Ahí lanzo la iniciativa. Avisado queda el ATENEO, sino la "maldición cultural" de las Diosas Atenea  y Minerva caerá implacablemente sobre ellos.  Han cometido un gravísimo error. Es momento de rectificarlo. La callada por respuesta no vale. Todos los malagueños estamos esperando una rápida reacción.

Jose Manuel Leiva Pérez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario